La fiera de mi niña (Ciclo de Cine: "10 años de Aula de Cine") (Zaragoza)

Fecha05/16/2012
LugarC.M.U. Pedro Cerbuna
(C/ Domingo Miral, s/n)

Zaragoza
Hora07:30 PM
EntradaLibre
OrganizaVicerrectorado de Proyección Social y Cultural de la Universidad de Zaragoza - Área de Actividades Culturales
ColaboraVicerrectorados de los campus de Huesca y de Teruel y Vicerrectorado de Estudiantes y Empleo

LA FIERA DE MI NIÑA (Bringing Up Baby)
País: EEUU Año: 1938 Duración: 98 min. B/N

Dirección: Howard Hawks.
Guión: Dudley Nichols y Hagar Wilde según un argumento de la segunda.
Fotografía: Russel Metty.
Música: Roy Webb.
Dirección artística: Van Nest Polglase.
Vestuario: Howard Greer.
Montaje: George Hively.
Intérpretes: Cary Grant, Katharine Hepburn, Charlie Ruggles, May Robson, Walter Catlett, Barry Fitzgerald, Fritz Feld, Leona Roberts, George Irving, Ward Bond.

Sinopsis: David Huxley es un científico tímido y dedicado por completo a su trabajo, que está a punto de terminar la reconstrucción del esqueleto de un brontosauro. Por circunstancias diversas conoce a Susan Vance, una caótica pero deliciosa muchacha que acaba enamorándose de él, después de involucrarle en infinidad de líos y situaciones curiosas como la de cuidar a un leopardo llamado Baby.


Realizada por Howard Hawks, se basa en un argumento de la escritora Hagar Wilde, adaptado por Dudley Nichols y por ella. El rodaje se prolongó 40 días más de lo previsto, lo que incrementó los costes hasta 1 millón de dólares. Producida por Howard Hawks y Dudley Nichols para la RKO, se estrenó el 18-II-1938 (EEUU).

La acción tiene lugar en Nueva York y en Westlake (Conneticut) durante dos días, en 1937, con un epílogo situado tres días después. Narra las desventuras de David Huxley (Cary Grant), paleontólogo, absorbido por el trabajo, a punto de casarse con su ayudante, Alicia Swallow (Virginia Walker). Mientras gestiona una subvención para su Universidad de 1 millón de dólares con el Sr. Peabody, conoce accidentalmente a Susan Vance (Katharine Hepburn), que decide impedir por todos los medios que se case y le hace víctima de una rueda de calamidades. Él es tímido, despistado, responsable y manejable. Ella es guapa, caprichosa, impulsiva, entrometida, excéntrica y manipuladora.

La película, segunda colaboración de Hepburn y Grant, es una comedia romántica, cómica y alocada, que fijó los cánones de lo que vino en llamarse “screwball comedy”. La comicidad se basa en el calvario de tropelías al que Susan somete a David: le abolla el coche, le rompe el smoking y las gafas, le sustrae la ropa mientras se ducha y le encomienda el cuidado de un leopardo llamado “Baby”. Otro soporte de comicidad viene dado por la inversión de estereotipos: ella es la que lleva la iniciativa, emplea la fuerza para arrastrar al leopardo y domina al hombre. Él es víctima de abusos, tropieza con frecuencia y viste la bata vaporosa y profusamente adornada de ella. Otra fuente de comicidad radica en la suplantación de personalidades, la ocultación de identidades y la confusión de las mismas: ella hace pasar a David por cazador, aventurero y loco, y le cambia el nombre por el de Hueso y el de Jerry. Se confunden las identidades del leopardo domesticado y del salvaje. Se hace uso de lances visuales físicos, como tropiezos, resbalones, caídas, empujones, chapuzones. Se incluyen referencias excéntricas, como la canción que amansa al leopardo y permite tomarlo en brazos, la incredulidad con la que el borrachín Gogarty contempla los hechos inverosímiles de la acción (suplantando el papel el espectador), la renuncia de la novia a la luna de miel para poder trabajar más y el protagonismo de los animales: dos leopardos, un perro terrier y un brontosaurio.

La fotografía, de Rusell Metty, en b/n, apoya la comicidad visual y refuerza la de otras fuentes. El guión es rico en equívocos. La interpretación de Hepbrun, actriz dramática acreditada, demuestra su aptitud para la comedia cómica. La dirección impone un ritmo vertiginoso, acorde con el sentido alocado del relato. Añade picardía y sutilezas.

Película clásica, fresca, optimista y divertida, de excelente e inusual consistencia cómica. Pese a no obtener en principio un adecuado reconocimiento, el tiempo la ha convertido en una comedia de referencia.

La primera colaboración de Hepburn y Grant se dio en La gran aventura de Silvia (Sylvia Scarlett, George Cukor, 1935).

David desea llegar a tiempo a su boda, recuperar el hueso de brontosaurio que el perro George ha enterrado en un lugar desconocido, obtener 1 millón de dólares de subvención para su proyecto. El humor se combina con la tensión que imponen el avance del reloj, la fuerza de las garras de Susan, la actitud cada vez más hostil de la tía Elizabeth (la mecenas) hacia David/Hueso y el descontrol general de los acontecimientos que se produce cuando interviene el comisario.

Contiene elementos que evocan La fierecilla domada, de Shakespeare.

La escena final suma confusiones, huidas, confesiones y calamidades.

http://www.filmaffinity.com/es/review/84322024.html

UNIVERSIDAD DE ZARAGOZA
ÁREA DE ACTIVIDADES CULTURALES
Edificio de Información | C/ Pedro Cerbuna 12 |Tfnos.: 976 762607 | Fax: 976 762609 | email: uzcultur@unizar.es